· 32691 Suscriptores · 612 Usuarios Conectados
RSE
RSS
Búsqueda
Enlace horizontal Click Here

Articulos

La prejubilación. Adaptarse a una nueva situación

Josep Miró - 22/07/2010
Secciones:

Laboral

,

Psicología

La prejubilación significa pasar una página de nuestra vida y abrir una nueva que puede ser tan llena y fructífera como la anterior

1. Introducción

Aunque los gobiernos de los principales países europeos han retrasado la edad de jubilación, exigiendo un mayor número de años cotizados para poder cobrar el cien por cien de la pensión y aunque próximamente en España el gobierno va a hacer una propuesta en el mismo sentido, en el marco de medidas para salir de la crisis, lo cierto es que las prejubilaciones y jubilaciones anticipadas aumentan día a día.

Todos los Bancos y Cajas están prejubilando, así como la mayoría de Empresas de Servicios, Eléctricas, Telefónica, etc…

Cada vez se prejubila a una edad más temprana. Se empezó por los mayores de 55 años y ahora se habla de 50 años e incluso menos. Telefónica propone jubilar a los 48 años.

Un comentario en clave de humor, entresacado de Internet, me parece muy ilustrativo:
Estudié hasta los 25 y viví de los padres hasta entonces (29%)
De los 25 a los 48 trabajé y bueno, todos sabemos lo que es eso (27%)
De los 48 a los 85 que fallecí gané pasta sin hacer nada (44%)
Total que he estado el 73% de mi vida sin hacer nada. ¡Como amo al Sistema!

Este es, a modo de caricatura, el panorama actual en nuestro país.

2. Motivos de la prejubilación

En un mundo cada vez más competitivo y global, las Empresas para sobrevivir deben aumentar su competitividad. La manera de hacerlo es innovando, incorporando las últimas tecnologías de la comunicación en todos los procesos productivos y de gestión y abaratando costes. Estas medidas aumentan la productividad, es decir, la producción por persona.

Es en este contexto de innovación permanente para adaptarse a un cambio social constante, que tienen lugar las prejubilaciones, porque las Organizaciones necesitan por un lado, reducir la plantilla, y a su vez incorporar ciertas actitudes y habilidades que parte de sus trabajadores no tienen por cuestiones de formación o adaptabilidad, ambos aspectos muy correlacionados con la edad.

A nadie se le esconde que los jóvenes son más eficientes, manejan mejor las TIC, son rápidos, adaptables, obedientes, motivados y ambiciosos. Más que la mayoría de los cincuentones.

Por otro lado las empresas esgrimen que deben mejorar su competitividad para sobrevivir y que más vale prejubilar que cerrar la empresa y mandar al paro a toda la plantilla con el perjuicio que ello ocasiona, no sólo a los empleados y sus familias, sino a la sociedad, clientes, proveedores y accionistas.

3. Aspectos macroeconómicos

En la actualidad uno de cada seis españoles está jubilado. En el 2050 habrá un cotizante por cada dos jubilados . Dentro de 15 años, según el ex ministro Rodrigo Rato, el sistema de pensiones entraré en déficit. Esto hace que el sistema público de pensiones sea insostenible a medio plazo, Mucho más si arrecian crisis financieras y económicas como la actual, en la que el número de cotizantes ha bajado en más de un millón y el paro supera los cuatro millones de personas.

La solución radica, según los expertos, en combinar un sistema público de pensiones de reparto con un sistema de capitalización. Para entendernos: con el sistema actual de reparto las personas en activo pagan la pensión de los jubilados. En un futuro el trabajador deberá pagar parte de su pensión, invirtiendo parte de su cotización en lugar de gastar el 100% en el pago de pensiones. Esto se hace ya en Suecia.

En cualquier caso, cuando se habla de ERES, prejubilaciones, etc, se habla siempre de grandes cifras: fusiones bancarias, reestructuraciones eléctricas, deslocalización de empresas automovilísticas, cierre de oficinas de Correos, que afectan a centenares de trabajadores. Lo que prima es que salgan los números, y la persona queda en segundo lugar. Son temas macroeconómicos.

4. Aspectos personales

Al final, la prejubilación afecta a una persona concreta, cono nombre y apellidos, con sus sentimientos y emociones y cada persona debe preparase para cuando llegue este momento.

A grandes rasgos, y con el peligro de ser simplistas, podríamos definir a los trabajadores en dos grupos:
- Los que hacen un trabajo tedioso, penoso, sin ningún reconocimiento social y poco remunerado. Estos están esperando la prejubilación para poder llevar a cabo proyectos, ideas, actividades que les hubiera gustado hacer, pero que no han podido hacer hasta ahora. En general, este grupo está encantado con la prejubilación.
- Otro grupo es el de Directivos de Empresa, Científicos, Médicos reputados, Profesores, etc., y todos aquellos que hacen un trabajo que les gusta, les llena, tienen un reconocimiento social, y además, y esto es importante, se sienten en forma física y mental para seguir aportando valor y conocimiento a la sociedad: ‘todavía tengo muchas cosas que hacer y me siento en forma para hacerlas’, suelen decir.
Es en este grupo donde la prejubilación es más difícil de asimilar.

5. ¿Cómo llevar a cabo el proceso de prejubilación?

El proceso de prejubilación siempre debe ser personal e individual. Cada persona es diferente y como tal debe tratarse. No debería forzarse a nadie y mucho menos someter a presiones psicológicas y ser dejada de lado por el resto de la Organización. Al contrario, debe ser un proceso positivo en el que el trabajador con el acompañamiento de miembros de RRHH o un Coach externo debe ir asimilando el proceso de manera voluntaria, contando con el reconocimiento explícito de su labor.

Podemos delimitar las siguientes etapas:
a) En primer lugar debe hacer un Balance de todo lo que ha aportado y lo que ha recibido de la organización. Esto en si es ya muy valorizante. La persona se dice ¿todo esto he aportado? ¿todo esto he aprendido? Y al darse cuenta se siente satisfecho del balance de todos estos años.
b)En segundo lugar debe transmitir su experiencia y conocimiento. Uno no debe nunca llevarse el conocimiento consigo. Para ello puede transcurrir un periodo que oscilará entre un mínimo de seis meses y que puede durar varios años. Hay Entidades donde el conocimiento está explicitado de manera sistemática e incorporado en los procesos productivos y de gestión. Es lo que se conoce como Gestión del Conocimiento. Cada Área de Conocimiento de la Organización debe ser gestionada por un Experto en la misma. A menudo, la persona a prejubilar es la responsable de mantener al día su Área de Conocimiento como Experto en la misma.

Yo suelo recomendar a Directivos de Negocio con gran experiencia, la incorporación a posiciones de Soporte o Apoyo a la Gestión durante los últimos años de su Carrera Profesional, de manera que, gozando de más tiempo, puedan explicitar su conocimiento y experiencia creando fichas, foros online, talleres etc., y formar a Mandos medios y profesionales de cualquier ámbito, jóvenes, con talento y ganas, que ocuparán en un futuro próximo puestos de Dirección Operativa en sus Organizaciones.

La persona a prejubilar sigue así gozando de un reconocimiento importante en su Organización y ésta, a su vez, aprovecha su talento. El proceso de prejubilación se lleva acabo de manera positiva por ambas partes.
c)Finalmente puede dejar la Organización y convertirse en asesor externo, miembro del Consejo de Administración, etc. Su opinión sigue siendo importante. Conozco prejubilados que son Consejeros de empresas, miembros de Consejos sociales universitarios, miembros de Comités Científicos etc.

Es cierto que son los menos. La mayoría pasan directamente a la etapa siguiente.
c)Preparar una lista de proyectos, actividades, etc., que le gustaría hacer en esta nueva etapa de su vida y llevarlas acabo como cuando estaba trabajando. La lista es interminable y el acompañamiento de un coach que le ayude a poner en claro las ideas y proyectos, es, en algunos casos, de gran valor.

A muchos prejubilados les ‘falta tiempo’ para llevar a cabo todos sus proyectos.

Algunos siguen haciendo trabajos de naturaleza similar a los que habían hecho anteriormente en Fundaciones, Cámaras de Comercio, etc., poniendo su experiencia al alcance de los demás. Otros se ponen en temas de Voluntariado Social, entendido como una manera de devolver a la Sociedad parte de lo que ésta le está dando gratuitamente. Es una opción socialmente responsable. Otros hacen deporte, viajan, se inscriben a la Universidad, al Centro Cívico del barrio, a clases de pintura o cincuenta mil cosas más.

Conclusión

La prejubilación debe prepararse bien, de modo que los últimos años de carrera profesional sean provechosos tanto para el individuo como para la Organización por la que trabaja.
A menudo no es así, porque por motivos económicos las Empresas amortizan puestos de trabajo de hoy para mañana sin tiempo de asimilación para el trabajador. En estos casos la ayuda de un coach que le acompañe en los primeros tiempos de la jubilación es de gran valor.
Aunque en los inicios la persona puede pasar una época vacilante, pasada la misma la prejubilación se convierte en una etapa gozosa.


Josep Miró

Licenciado en Empresariales y MBA por ESADE, actualmente es director de una consultoría dedicada a la Organización, Selección y Desarrollo de Recursos Humanos en las Organizaciones. Asimismo, ha desempeñado funciones de dirección en diferentes empresas multinacionales y nacionales.

Comentarios

Añadir comentarios en este artículo.
Para participar en los comentarios deber logearse o crearse una cuenta de usuario.
Login
email
clave
Grupo RHM de Comunicación
rrhhmagazine.com - Recursos Humanos
canalrrhh.com - Videos de RRHH
postgradum.com - Masters RRHH
empresaformacion.com - Formación Subvencionada
guiarrhh.com - Directorio RRHH
red social latina - Redes Sociales RRHH
Grupo RHM
evaluacionesrh.com - Software RRHH
quienesquienrh.com - Directores de RRHH
RaúlPírizWordpress.com - Blog Recursos Humanos
rhmediciones.com - Libros Recursos Humanos
red social española - Redes Sociales RRHH
Quiénes somosColaboradoresQué ofrecemosAviso LegalContactar
©Copyright rrhhMagazine Atención al cliente: Tfno.: 902 366 132 • Lunes a Viernes de 8 a 15h.